Ordenan la captura de líder y encargada de logística del PCC

La Policía Nacional ordenó la captura de una cabecilla del Primer Comando Capital, (PCC) cuyos miembros fueron atrapados en Pedro Juan Caballero el viernes último.

Se trata de Eliane Aparecedida Da Silva, quien soporta una orden de captura en su país por integrar la peligrosa banda brasileña. Los agentes sospechan que estaría por la zona de Pedro Juan o Asunción.

Su nombre sale a luz tras la detención de los brasileños Rafael Gustavo Dos Santos (23), alias Punto 50, requerido por la Justicia brasileña; Mateos Lira (19); Gabriel Aparecido Andrade (18); y Paulo Augusto Jaime (32), quienes forman parte de un grupo de 17 hombres que planificaba cometer un millonario golpe en Pedro Juan Caballero, según la información de inteligencia de la Policía Nacional y la Federal del Brasil.

Eliane transportaba las armas y brinda logística en cuanto a los vehículos lujosos, además de dedicarse a conseguir informaciones para realizar asaltos y sicariatos, de acuerdo a los datos proporcionados por el comisario Abel Cañete, director general de Investigación Criminal.

La mujer, a quien sindican como una de los más peligrosos miembros de la banda, por ser una de las cabecillas y sanguinarias, habría estado en compañía del peligroso y buscado Punto 50, antes de su detención en una vivienda ubicada en el barrio Jardín Aurora, de Pedro Juan, según la Policía Nacional.

Por otra parte, los cuatro supuestos miembros del Primer Comando Capital, atrapados en la capital del Departamento de Amambay, fueron imputados por asociación criminal, reducción, violación a la ley de migración y de armas por la fiscala Alicia Sapriza.

La representante del Ministerio Público solicitó prisión para los mismos y en la víspera, la jueza que atiende la causa, Sady López decretó la prisión de los hombres, quienes fueron llevados a la cárcel de la ciudad con fuerte custodia policial.

En la jornada de ayer, las parejas de los detenidos fueron demoradas para las averiguaciones y confirmación de las identidades, explicó el comisario Cañete.